Archivo de la etiqueta: Ken Follett

Una columna de fuego – Ken Follett

Reseñado por Malosa

Una columna de fuego o cómo aburrir al lector de forma inmisericorde durante horas, horas y horas. Sería un título alternativo, aunque me temo que no vendería mucho.

Vaya suplicio de novela…ni siquiera el cariño que tengo por la historia inicial y sus personajes (Los pilares de la tierra) han podido evitar que esta tercera parte me parezca un tostón insufrible. Un libro sin interés, repetitivo, con los mismos clichés de siempre, pecando de los mismos defectos y lo peor de todo, tedioso a más no poder. Ya lo siento pero no merece la pena en ningún sentido y más aún si te has leído los dos anteriores.

Sinopsis

Una columna de fuego arranca cuando el joven Ned Willard regresa a su hogar en Kingsbridge por Navidad. Corre el año 1558, un año que trastocará la vida de Ned y que cambiará Europa para siempre. Las antiguas piedras de la catedral de Kingsbridge contemplan una ciudad dividida por el odio religioso. Los principios elevados chocan con la amistad, la lealtad y el amor, y provocan derramamientos de sangre. Ned se encuentra de pronto en el bando contrario al de la muchacha con quien anhela casarse, Margery Fitzgerald.
Cuando Isabel I llega al trono, toda Europa se vuelve en contra de Inglaterra. La joven monarca, astuta y decidida, organiza el primer servicio secreto del país para estar avisada ante cualquier indicio de intrigas homicidas, levantamientos o planes de invasión.
En París, a la espera, se encuentra la seductora y obstinada María Estuardo, reina de los escoceses, en el seno de una familia francesa con una ambición descomunal. Proclamada legítima soberana de Inglaterra, María cuenta con sus propios partidarios, que conspiran para deshacerse de Isabel.
Entretanto, Ned Willard busca a Jean Langlais, un personaje escurridizo y enigmático, sin saber que tras ese nombre falso se esconde un compañero de clase de su infancia, alguien que lo conoce demasiado bien.
A lo largo de medio siglo turbulento, el amor entre Ned y Margery parece condenado al fracaso mientras el extremismo hace estallar la violencia desde Edimburgo hasta Ginebra. Isabel se aferra precariamente a su trono y a sus principios, protegida por un pequeño y entregado grupo de espías hábiles y agentes secretos valerosos.
Los auténticos enemigos, tanto entonces como ahora, no son las religiones rivales. La verdadera batalla es la que enfrenta a quienes creen en la tolerancia y el acuerdo contra tiranos dispuestos a imponer sus ideas a todo el mundo… y a cualquier precio.

Opinión personal

Ya la sinopsis es eterna, no me digáis que no…pues bien, ejemplifica a la perfección lo que nos vamos a encontrar después: un batiburrillo de historias mal enlazadas, ya vistas en las novelas previas y sin ningún tipo de gancho.

La primera pregunta que le haría al autor y que podría extender a todos los autores de este tipo de novelas es: ¿Acaso no es posible escribir un libro de corte histórico narrado en el medievo que no supere las 900 páginas? De verdad, ¿por qué siempre este género se compone de libros eternos? Igual esta novela hubiera tenido un pase si hubiera ocupado, digamos, una cuarta parte.

La segunda pregunta sería: ¿Es que no es posible cambiar el corte de los personajes? ¿Por qué vuelve a aparecer Aliena-Caris, ahora llamada Margery? ¿Por qué de nuevo tenemos a Jack-Merthin transformado en Ned? Y así podría seguir con prácticamente todos los personajes que aparecen en esta nueva entrega.
No es que los personajes nos los sepamos de memoria, es que además están puestos en un contexto que no interesa (luchas y más luchas de poder entre reyes…Follet se ha creído que esto era Juego de tronos y lo peor es que no ha sabido crear ni un ápice de intriga), entremezclados sin un hilo argumental sostenido ni con un ritmo claro (algunos desaparecen durante páginas y páginas, apareciendo de nuevo cuando ya ni te acordabas de lo que pintaban aquí) y con las mismas situaciones repetidas una y otra vez (las relaciones estado-iglesia, los amores imposibles a lo largo de toda una vida, las violaciones a la protagonista femenina, el clérigo malvado, el rey que parece justo pero no, etc., etc., etc…).

Que sí, que la parte histórica está muy bien documentada y narrada. Y que sí, que algunos fans de la historia en torno a Kinsbridge están encantados de contar con una nueva entrega fotocopia de las anteriores. Pero algunos otros lectores más exisgentes estamos hartos ya de leer sobre lo mismo. Y más aún cuando el autor no logra entretenernos y nos hace contar cuántas páginas quedan para acabar este tormento.

En resumen, novela innecesaria en la bibliografía de Follet. No sé si ha sido un tema económico o para contentar a sus lectores más asiduos, pero en mi opinión le ha salido el tiro por la culata.

Por qué decidí leerlo: Siempre me ha gustado este autor y reconozco que la primera novela de esta saga me encantó, es uno de mis libros referentes de mi juventud. El segundo no llegó al nivel de este primero (Un mundo sin fin), pero reconozco que es ameno y se deja leer bien.

Lo mejor: De verdad que no se me ocurre mucho a destacar, quizá lo bien trabajada que está la parte histórica, aunque esto en una novela del género tampoco es que sea una gran virtud.

Lo peor: Sobre todo que es aburrido y repetitivo a más no poder…no aporta nada una vez leídos los previos y ni siquiera creo que aporte aunque no te los hayas leído.

¿Volvería a leerlo?: Ni hablar y esto es muy significativo ya que los anteriores sí los he releído.

¿Lo recomendaría?: No y mil veces no.

Otros libros del estilo que podrían gustarte:

Malosa

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Aventuras, Drama, Novela Histórica, Novela Romántica, Pasable

Una fortuna peligrosa – Ken Follett

Reseñado por Malosa.

Hoy traigo una novela de Ken Follett que tiene ya unos añitos. Fue publicada en 1.993 y no se trata de una de las obras más conocidas de este autor. Una pena, porque es de las mejores que he leído de él. La he clasificado como novela histórica porque está ambientada en la Inglaterra de finales del S.XIX y nos cuenta la historia de una familia rica de Londres, propietaria de un banco, así como de las luchas de poder que se entablan entre los miembros de la misma.

Como decía, la riqueza de los Pilaster se basa en el banco de la familia, una de las más sólidas y respetables instituciones financieras del Londres victoriano. En torno al consejo de administración (presidido por el anciano Seth Pilaster), giran las ambiciones de la familia, especialmente las de Augusta (su maliciosa nuera) y las de Hugh (nieto de Seth). Augusta y su falta de escrúpulos se alían con Miguel Miranda, vástago de una brutal familia de caciques sudamericanos que desea contar con el apoyo del banco para sus proyectos de dominio. La lucha entre la perfidia de Augusta y la honradez de Hugh marcará durante treinta años los destinos del banco y de la propia familia Pilaster.

Me sorprendió gratamente esta novela de Follett, fundamentalmente porque no me la esperaba tan buena. A priori, la trama no me parecía ninguna maravilla, e incluso pensaba que me iba a aburrir más que otra cosa. Nada más lejos de la realidad. Follett logra una saga familiar muy entretenida, un juego de pasiones encontradas llevado con brío y profundidad, así como una fidedigna recreación de los esplendores y miserias de la alta clase inglesa de finales del S. XIX.

Follett tiene una gran habilidad para definir a los personajes y este caso no es la excepción. Por un lado tenemos a Hugh Pilaster, el único que realmente parece honrado en esta familia y se interesa realmente por el negocio. Por tanto, es la oveja negra y especialmente la malísima Augusta trama contra él continuamente. Y le hace todas las perrerías habidas y por haber (le separa de su amada, le exilia, etc.). Por otro lado tenemos a Augusta, la malvada de la historia. Tiene una vena maquiavélica muy desarrollada y se mueve casi exclusivamente por dinero, ambición y poder. Además, con su malicia logra que nos identifiquemos plenamente con el héroe de la historia, Hugh.

Hay que añadir que no se trata de un libro tan extenso como “Los Pilares de la Tierra” (el libro más conocido del autor) y rivaliza en entretenimiento con él, de modo que es una alternativa muy válida si se quiere leer algo de este escritor. Follett logra que estemos engachados a esta historia y no podamos dejar de leer.

Por qué decidí leerlo: Lo hice en una época en la que devoraba casi todo lo que encontraba de este autor. El libro lo cogí porque era de Follett, porque la verdad es que el argumento no me llamaba nada la atención. Qué gran acierto.

Lo mejor: Lo entretenidísimo que es. Que devoras sus páginas para ver qué pasa con esta familia. Su final inesperado.

Lo peor: Como es habitual en las novelas del autor, la base de la trama no deja de ser una saga familiar repleta de amoríos, traiciones y mentiras. Un culebrón en toda regla, vamos.

¿Volvería a leerlo?: Sí, si el libro cae otra vez en mis manos, por supuesto.

¿Lo recomendaría?: Sí, a fans de Follett, de la novela histórica o personas que no conozcan nada de este autor y quieran leer algo de él. Y en general a cualquiera que le apetezca leer algo entretenido y de cierta calidad.

Link al libro en Amazon.es

Una fortuna peligrosa (Bestseller (debolsillo))

Otros libros del estilo que podrían gustarte:

– Un lugar llamado libertad (Ken Follett)
– El maestro de esgrima (Arturo Pérez-Reverte)
– La casa de los espíritus (Isabel Allende)
– La posada de Jamaica (Daphne Du Maurier)

Malosa.

8 comentarios

Archivado bajo Bueno, Novela Histórica

Un mundo sin fin – Ken Follett

Reseñado por Malosa.

Esperadísima secuela del libro más famoso de Ken Follett, Los pilares de la tierra. No es una continuación como tal, ya que el libro está narrado en la misma ciudad que su predecesor, Kingsbridge, pero 200 años después. Así que asistimos a las aventuras y desventuras de los descendientes de la anterior novela.

Decir que no es necesario haberse leído los pilares para entender éste. Aunque se hable de descendientes, las 2 novelas son totalmente independientes, con lo que las entenderás perfectamente si las lees por separado.

En el año 1327, 4 niños se conocen en la catedral de Kingsbridge: una ladronzuela (Gwenda), el hijo de una especie de burgués (Ralph) y su hermano Merrin y una chica a la que le apasiona la medicina (Caris). Descubren en el bosque a un caballero (Sir Thomas) que matará a 2 hombres de la reina. Este acontecimiento marcará la vida de los 4 niños y les unirá para siempre.

Pasan los años e iremos descubriendo cómo se desarrolla la vida adulta de estos 4 niños, cómo serán las relaciones que entablan entre ellos y cómo el suceso de años antes unirá sus vidas. Todo esto contado en una época medieval marcada por la peste negra y en la que se sucederán las pasiones, amores, odios, orgullos y venganzas propios del medievo.

El estilo del autor es muy similar al desarrollado en la anterior novela. Se sucederán las historias folletinescas y culebrones varios propios de este tipo de literatura medieval. El libro es muy entretenido, como el anterior y está lleno de personajes muy interesantes, distintos y con una personalidad muy marcada.

El problema de esta novela es que es muy parecida a los pilares. Y no sólo porque se desarrolle en la misma ciudad o en una época histórica similar, sino básicamente porque los personajes principales son clavaditos a los de la novela predecesora. Por ejemplo y sin pretender ser exhaustiva:

  • Caris: La chica que quiere dedicarse a la medicina. Es independiente, inteligente, de personalidad arrolladora, apasionada, con ideas revolucionarias…o sea, un calco de Aliena (chica protagonista de los pilares).
  • Merrin: El hermano de Ralph. Arquitecto brillate, con ideas innovadoras adelantadas a su tiempo, honesto y de gran corazón y enamorado perdidamente de Caris…o sea, igualito a Jack (chico protagonista de los pilares).
  • Godwyn: Monje prior de Kingsbridge. Maquiavélico, muy conservador a la hora de aplicar las leyes de la iglesia pero corrupto a la hora de conseguir sus fines….o sea, clavadito a Waleran Bigod, el obispo de Kinsbridge en los pilares.

Y así podría seguir con las comparaciones…

El personaje que más me gusta es el de Caris, por su fuerza y su personalidad. Pero hay que reconocer que no es un prototipo de mujer ni creíble, ni posible en la edad media (¿mujer médico en el S. XIV y que expresa sus ideas con la vehemencia de Caris? Vamos hombre, no hay quién se lo crea) y no es un personaje original en Follett (casi todos sus personajes protagonistas femeninos son iguales, no sé si es su ideal de mujer o se basa en alguien que conoce, pero Aliena-Caris sale en muchísimos libros de este escritor).

Todo lo anterior no es óbice para que nos encontremos con una novela muy entretenida, cuyos personajes son atractivos y que describe fantásticamente la era medieval y en especial la peste negra que asoló Europa a principios del S. XV. Pero el libro no aporta nada nuevo. Así que si buscas un punto diferencial con respecto a los pilares,  ésta no es la novela que buscas.

Por qué decidí leerlo: Los pilares es uno de mis libros favoritos, así que la continuación era para mí casi obligatoria de leer.

Lo mejor: Su ambientación de la Europa del S. XV. La descripción de la peste negra. Gwenda (me caía muy bien este personaje).

Lo peor: Que no añade nada nuevo, ni al género, ni a la historia inicial. El personaje de Wulfric (me pareció el típico hombre con horchata en las venas y no los soporto!!).

¿Volvería a leerlo?: Lo he leído un par de veces. Es muy ameno, si te gusta la época.

¿Lo recomendaría?: Sólo a fans reconocidos de los pilares, Ken Follett o la novela histórica medieval. Si no, atreverte con sus más de 1.000 páginas me parece, cuanto menos, atrevido.

Otros libros del estilo que podrían gustarte:

Los pilares de la tierra (Ken Follett)

– La catedral del mar (Ildefonso Falcones)

– Te daré la tierra (Chufo Llórens)

– La plaga (Ann Benson)

Malosa.

4 comentarios

Archivado bajo Bueno, Novela Histórica

Doble juego – Ken Follett

Reseñado por Malosa.

Hoy voy a hablaros de este libro de Follett, que no se trata precisamente de una novedad. Yo lo leí hace 12 años por lo menos, pero consiguió llamar mi atención y entretenerme lo suficiente como para recordarlo y recomendarlo habiendo pasado tanto tiempo. Y eso que no es una de las novelas más conocidas de este autor…

El escritor no necesita que lo venda en ningún sentido, ya que su conocidísimo libro, “Los pilares de la tierra”, suponen un cartel propagandístico suficiente. Eso sí, los pilares a pesar de ser su libro más conocido, también es el más distinto que tiene. Se trata de un escritor que ha ahondado más en el suspense y la novela policíaca que en la histórica. Un buen ejemplo de ello es el libro que nos ocupa.

La historia comienza con un hombre que se despierta en unos baños públicos. Está sucio, desaliñado y…no recuerda nada de su pasado. No sabe quién es. Un vagabundo que está por ahí le dice que es otro sin techo como él. Nuestro protagonista empieza a recabar datos sobre su identidad. Encuentra un periódico y ve que es el 29 de Enero de 1958. La noticia del día es el tercer intento de lanzar el Explorer, el primer satélite espacial estadounidense. Si el lanzamiento resultara fallido, la URRS dominará la carrera espacial en un futuro inmediato.

Poco a poco Luke, nuestro protagonista, irá descubriendo hechos relacionados con su identidad y que a su vez le unen al inminente lanzamiento del cohete espacial, que se producirá en 36 horas. Luke no sabe su nombre ni quién es, pero se da cuenta de que tiene determinadas “habilidades”, como abrir una puerta con un alambre, hacerle un puente a un coche, determinados conocimientos científicos, etc. Esto le hace replantearse que pudiera tratarse de un espía y no de un simple vagabundo como le habían intentado hacer creer.

Según vamos adentrándonos en la novela vemos que Luke descubrirá que su comprometida situación tiene que ver con las relaciones que trabó años atrás en la universidad de Harvard, donde formó parte de un grupo de 2 hombres y 2 mujeres unidos sentimentalmente entre sí pero situados en bandos opuestos del teatro político de la guerra fría.

Se trata de una novela sumamente entretenida. Como casi toda la bibliografía de Follett, el lenguaje sencillo, los personajes atractivos y el suspense impreso en la historia, hacen de esta novela una buena opción para pasar un rato entretenido. Vale que no es una obra maestra de la literatura, pero ni te decepcionará su lectura (sobre todo si te gusta el tema del espionaje), ni te aburrirás en ningún momento.

Es cierto que el libro va de más a menos. Para mi gusto, los mejores capítulos son los iniciales, cuando su protagonista no sabe quién es y empieza a indagar para descubrir su identidad. Pronto empiezan a surgir nuevos personajes, algunos muy interesantes como la mujer de Luke (que jugará un papel fundamental en esta historia de intrigas y espionaje), su amigo Antony o su ex-novia, antiguo amor frustrado. El libro sigue creciendo en interés y entretenimiento, hasta que llega a un punto álgido y empieza a decaer, llegando a un previsible final de la historia.

Aún así, es una lectura más que correcta y perfecta para un domingo lluvioso por la tarde. Te entretendrá muchísimo. Recuerda en el estilo y la temática a las películas protagonizadas por Matt Damon sobre El caso Bourne. No me atrevería a afirmarlo, pero la primera de ellas parece inspirada en esta novela.

Por qué decidí leerlo: En uno de mis veranos de la adolescencia, saqué este libro de la biblioteca en las vacaciones. Ya había leído varios del autor y me habían gustado. Éste no fue la excepción.

Lo mejor: Lo entretenidísimo que es. El altísimo grado de suspense que proporciona. Que te enganchará durante sus casi 500 páginas.

Lo peor: Ni es uno de los libros más conocidos de Follett, ni podemos considerar que tenga mucha calidad literaria. Su final no es demasiado bueno y podríamos decir que es una lectura que va de más a menos.

¿Volvería a leerlo?: Sí, me gustó bastante la primera vez que lo leí y ya  no recuerdo muchos detalles.

¿Lo recomendaría?: Sí. Sobre todo a los amantes de la novela negra, el espionaje y a los seguidores incondicionales de Follett, por supuesto.

Otros libros del estilo que podrían gustarte:

– El espía que surgió del frío (John Le Carré)

La maldición de los Dain (Dashiell Hammett)

Una fortuna peligrosa (Ken Follett).

Malosa.

3 comentarios

Archivado bajo Bueno, Novela Negra, Novela policíaca - thriller, Suspense