Archivo de la etiqueta: Meiji

Hanshichi – Okamoto Kidô

Reseñado por Bitterblink

Hanshichi - Okamoto Kidô

Hanshichi – Okamoto Kidô

Reconozco que este libro lo cogí al vuelo durante la feria del libro por el subtítulo que se lee en la portada: Un detective en el Japón de los samuráis que me llamó poderosamente la atención sin conocer nada del libro o del autor.

Me parece una gran idea que al inicio del libro se nos de una introducción de referencia sobre el autor que te hace posicionarte. Okamoto Kidô es un conocido autor de Kabuki nacido a finales del siglo XIX que vivió en primera persona el cambio social que supuso la época Meiji en Japón. Era hijo de un samurai de bajo rango que perdió su posición tras el Meiji y terminó trabajando en la legación británica donde Kidô aprende Inglés y comienza a leer a Arthur Conan Doyle con sus relatos del ultraconocido Sherlock Holmes en 1916. Entonces es cuando decide hacer una versión patria del detective encarnado en Hanshichi, y ambientado en la época Edo, la época donde aún había samurais y llevaban espadas y no había extranjeros en Japón.

Su idea era ilustrar a sus compatriotas sobre la vida diaria de la gente de esa época tan diferente a la época post Meiji para que entendiera cómo era la vida en ese Japón a través de las historias de detectives de Hanshichi.

Creo que no tiene sentido ir relato por relato haciendo una sinopsis, baste decir que como otros relatos de detectives son cortos en páginas y sencillos en su resolución. Hanshichi en ocasiones es requerido para investigar algo y en otras ocasiones se encuentra con los personajes “por casualidad”. En muchas ocasiones se “mete” en temas que no son asunto suyo.

Las diferencias y similitudes con Sherlock Holmes, pues sobre todo diferencias, como similitudes digamos que la profesión y el hecho de que Hanshichi demuestra un conocimiento profundo (pero no extraordinario) de su ciudad y de su época, pero nada comparable al detective inglés. Hanshichi es un policía y en alguna ocasión debe enfrentarse físicamente a alguien y lo hace con solvencia… y con una porra jitte. Pese a todo no es un libro donde destaca la acción.

Entre las diferencias destacaría el interes de Kidô por caracterizar la época Edo, con referencias culturales y de vida diaria de lo más interesantes. Cosas curiosas como la organización de los vigilantes, las distintas festividades, la organización vecinal, las costumbres entre samurais y temas mucho más tabúes para los occidentales como la prostitución o el suicidio que son “normales” en la sociedad japonesa de la época Edo.

Lo principal para mi es que el libro y el personaje son MUY Japoneses, hasta el punto en que sorprende que algunos casos se resuelvan “felizmente” gracias a que el suicidio del culpable permite evitar la vergüenza de que sea detenido y ejecutado vía crucifixión. Es muy japonés que todo el mundo dé las gracias a Hanshichi por inducir al culpable a suicidarse para evitar la vergüenza a la empresa para la que trabaja, desde la óptica occidental es difícil de entender o de asumir ese tipo de “soluciones” que se dan más de una vez durante el libro.

También destaca la extraña relación de los japoneses de la era Edo con lo sobrenatural, algo que hila perfectamente con relatos como el del Sabueso de los Baskerville de Sherlock Holmes, solo que aquí en algunos relatos cuesta mucho aceptar que no es algo sobrenatural o todavía más curioso, en uno de los relatos nos dejan con “la duda” de si una mujer estaba poseída o no. Esta era la naturaleza tan curiosa de la gente de la época que aceptaba la superstición y los fantasmas con la misma naturalidad con que aceptaba que el suicidio era una costumbre y la prostitución un trabajo.

Reconozco que me he entretenido mucho con el libro. Puede que los personajes sean muy prototípicos de la época, pero se supone que es lo que debe ser. No solo busca entretener sino también ilustrar y educar sobre una época que ahora nos parece muy lejana pero que se separa del japón actual en poco más de un Siglo. Muy interesante para los enamorados de Japón y para el resto de la gente solamente Entretenido.

Calificación: Entretenido

Lo mejor: El retrato costumbrista de la época Edo que nos regala cada uno de los relatos del libro, la moral “típicamente japonesa” y su trato de lo “sobrenatural”

Lo peor: Al contrario que su homólogo inglés, Hanshichi no es extraordinario como detective, algunos relatos son flojos desde el punto de vista “detectivesco” ya que más o menos puedes adivinar por dónde van los tiros, además algún relato me parece flojo y falto de acción y emoción

Lo Releería: No lo se, puede

Lo Recomiendo: A aquellos que estén enamorados de Japón les gustará, puedo afirmar sin miedo que es el libro que mejor retrata la vida diaria del Japón de la Era Edo, no solo habla de gestas heróicas de samurai sino de la vida de la gente común y de la extrema organización de una sociedad que desde nuestro punto de vista occidental no pasa de medieval y en cambio era muy avanzada.

Link al libro en Amazon.es

Hanshichi (G. Obras Lit. Japonesa)

Otros libros que podrían gustarte

Shogun – James Clavell

Taiko – Eiji Yoshiwara

Bitterblink

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo Entretenido, Novela Histórica, Novela policíaca - thriller

El Honor del Samurai – Takashi Matsuoka

El Honor del Samurai - Takashi Matsuoka

El Honor del Samurai - Takashi Matsuoka

El honor del samurai se publicó próximo en el tiempo a la película de Tom Cruise “El último samurai”. Es cierto que tiene puntos en común con la película: americanos en el Japón del al Era Meiji, sin embargo no tiene nada más que ver con dicha película.

Dicho esto es cierto que el tono, la forma de narrar, del libro sorprende para ser un escritor con un nombre tan “japo” como Takashi. Si habeis leído a Murakami o a cualquier otro escritor japonés (Mishima por ejemplo) sabréis a qué me refiero. Sin embargo el libro que nos ocupa es de lo más “occidental”. ¿Por qué? Pues no es porque el nombre del autor sea un pseudónimo sino porque el autor es nacido en Hawaii pese a que los orígenes de su familia son japoneses (me da la impresión que en el aniversario de Pearl Harbour no saldrán mucho de casa jeje). En este caso además estuvo trabajando en un templo budista (o eso cuentan en wikipedia), así que parece que tiene sentido que tenga bien pillada la ideosincrasia japonesa y la forma de narrar americana.

Vamos al lío. El libro narra la historia de un grupo de misioneros cristianos americanos que van a predicar a Japón justo al inicio de la época de la apertura de Japón, la Era Meiji (el libro se ambienta en 1861 y habitualmente se considera que el Meiji se inicia en 1868) y son acogidos por un señor feudal, un samurai que se ha convertido por motivos políticos y que tiene “dotes proféticos”.

Los personajes son muy arquetípicos pero quizá por eso resultan tan agradables. Emily Gibson es una misionera americana, una mujer de su época pero con mucha fuerza y un secreto en su pasado. Mathew Stark es también misionero, pero no siempre lo fue y su oscuro pasado como pistolero en el Oeste americano es uno de los puntos fuertes del personaje. Por el lado japonés tenemos al joven heredero del Clan Samurai Akaoka, Genji, un samurai sorprendentemente abierto de mente y con supuestos poderes proféticos y una geisha tremendamente bella llamada Dama Heiko que está íntimamente unida a los movimientos políticos del señor Genji.

Pronto la osadía del Clan Akaoka de “aliarse” con los occidentales prueba ser una temeridad que les enfrente con otros clanes rivales y convierte a los personajes en el blanco del odio de diversos clanes rivales y les pone en el ojo del huracán de una tormenta politica que desemboca en huída y en diversos enfrentamientos con que amenazan con la destrucción del clan, mientras los personajes tratan desesperadamente de impedirlo.

Opinión personal

Los cuatro personajes forman relativamente pronto un “supergrupo” no exento de problemas en un primer momento pero que luego funciona como un reloj bien engrasado. Es un poco absurdo que las diferencias culturales se limen “tan rápido” porque me temo que todos sabemos que no es así en la realidad incluso con gente de culturas muy próximas, amén del tema del idioma que deja de ser un problema en el minuto dos del libro. Hay que excusar al autor por no darle más bola al tema, al fin y al cabo es un americano de origen japonés pero desde su punto de vista ambas culturas encajan sin problemas a la primera lo que le resta un poco de interés al libro pero lo hace muuuuucho más sencillo de leer.

El grupo se divide de forma un poco “sospechosa” por lo poco práctico desde el punto de vista lógico pero supongo que más atractivo desde el punto de vista de la historia, haciendo que se creen nuevos vínculos entre los personajes y que poco a poco el destino de la casa Akaoka vaya dependiendo del destino de los misioneros americanos, justificandose las cosas con cierta frecuencia por el “don” profético del samurai (aunque vaya, como es entretenido se lo perdonamos al autor).

En resumen un libro muy sencillo de leer, donde pasan muchas cosas aunque todas se tratan desde cierta superficialidad, tanto batallas como enfrentamientos personales como historias de amor, todo muy ligero y solo lo justo de dramático, buscando más bien una cara amable y una historia fácil de digerir. El tono optimista ayuda pero por mucho que las comparen sigo pensando que Shogun de James Clavell es infinitamente superior como novela.

Por último sin ánimo de hacer un Spoiler diré que el libro te deja con un final apenas aparente y que es casi necesario leerse después “Puente de Otoño” la segunda novela que pone fin a la saga.

Calificación: Bueno

Lo mejor: Lo sencillo de leer, es ideal para entretenerse sin pensar demasiado, una estupenda novela de aventuras

Lo peor: No explota demasiado los puntos que podían haberlo convertido en una gran novela, no te hace pensar demasiado, solo quiere entretener

Lo releería: Puede que lo haga, es muy entretenida

Lo recomiendo: Tanto a hombres como mujeres (en general a las chicas les suele gustar bastante) que lean como entretenimiento, novela ideal para verano, aunque por su volumen recomiendo la versión de bolsillo o electrónica

Compra el libro en Amazon.es por apenas 5 euros

El honor del samurái

Otros libros que podrían gustarte

Shogun

El Samurai Solitario Un libro de historia sobre un personaje extremadamente interesante de Japón: Miyamoto Musashi

Bitterblink

2 comentarios

Archivado bajo Aventuras, Bueno, Novela Histórica