Archivo de la etiqueta: Assad

Sin límites – Jussi Adler-Olsen

SinLímitesReseñado por Malosa

Sexta entrega de la saga del departamento Q, escrita por el danés Adler-Olsen y protagonizada por sus personajes habituales y miembros de este curioso departamento, Carl, Assad y Rose. Tras el fiasco y el tedio que me produjo el anterior volumen, cogí este último con cierto recelo, temiendo que la saga se resintiera de forma consolidada. Pero no, buena noticia para los amantes del escritor, El efecto Marcus fue sólo un tropiezo en esta saga policíaca que tan buenos momentos nos ha dado a los amantes del género. Este Sin límites es una buena novela, tanto si la consideramos de forma separada como si la comparamos con las restantes entregas de la saga. No es la mejor, ese honor sigue teniéndolo el primero de la serie, pero no está nada mal.

Sinopsis

Secretos antiguos en el caso más peligroso para Carl Mørck y el Departamento Q.
El comisario Christian Habersaat lleva diecisiete años intentando en vano esclarecer la muerte de una joven que apareció colgando cabeza abajo de un árbol. Desesperado, le pide ayuda a Carl Mørck, que, malhumorado como siempre, no le hace demasiado caso. Poco después, Habersaat muere en extrañas circunstancias y, al cabo de unos días, fallece también su hijo. Ante esta dramática noticia, Mørck no tiene más remedio que implicarse en el caso y junto a sus asistentes Rose y Assad, se traslada a la isla de Bornholm. Allí, en la casa de Habersaat, descubren una enorme cantidad de material que el fallecido acumuló a lo largo de todos esos años. Las pistas llevan al Departamento Q hasta el atrayente y enigmático director de un centro esotérico, la Academia para la Fusión con la Naturaleza. Pero Carl, Rose y Assad aún no saben que sus vidas corren serio peligro.

Opinión personal

Adler-Olsen me ha vuelto a convencer con su sexta entrega de la saga. Tiene varias cosas positivas, que paso a remarcaros a continuación:

  • El libro funciona como novela negra a la perfección: esto es, se basa en un argumento trabajado, desarrollando la investigación policial con soltura y esparciendo las pistas adecuadamente a lo largo de las historias paralelas que se plantean (una en el pasado y otra en el presente, que confluyen al final).
  • El ritmo está conseguido, la novela no llega a aburrir en ningún punto y dosifica el suspense de forma correcta culminando con un desenlace a la altura, ciertamente inesperado y con algún giro de guión como guinda final.
  • Los personajes siguen siendo el plato fuerte de esta entrega y en general de la saga planteada por el danés. Destacan las interacciones entre ellos, especialmente en su vertiente más cómica (Assad con sus pronunciaciones inventadas, Rose con sus desplantes frente a Carl, etc.) y de manera aislada destaca también Assad como personaje en sí.
  • En concreto, Assad destaca porque el autor consigue mantener el áurea de misterio alrededor de él. Seguimos sin saber mucho del sirio y poco a poco, libro a libro, nuestro danés va desgranando algún dato del mismo, dato que casi confunde más que aclara. En esta novela sabremos algunas cosas más de Assad y por supuesto esta información nos confundirá más que otra cosa. Lo anterior hace que Adler-Olsen consiga no aburrir con su saga de libros, siempre mantiene el suspense en torno a la vida personal de sus protagonistas y nos hace volver una y otra vez a sus novelas.

Algunos puntos más grises también localizo, por ejemplo el personaje de Gordon como miembro del departamento Q que a mí sigue sin aportarme nada, la temática elegida como hilo conductor del argumento (el rollo de las sectas y el esoterismo son aspectos muy trillados ya en las novelas y sobre todo en este tipo de género) o la propia originalidad del mismo. Salvo estos aspectos, en general el libro resulta muy entretenido de leer y nos deja con ganas de más. Si te gusta el estilo del danés no te decepcionará.

Por qué decidí leerlo: Porque salvo una excepción, me han gustado mucho todos los restantes libros que conforman la saga del departamento Q.

Lo mejor: El personaje de Assad, sin duda. Las interacciones cómicas que protagonizan entre sí todos los miembros del departamento Q. El ritmo de la novela y su resolución.

Lo peor: El personaje de Gordon, sigue sin aportarme nada. La temática en sí, todo el tema esotérico de la naturaleza y las sectas a mí personalmente me cansa un poco.

¿Volvería a leerlo?: Es posible, sobre todo si Adler-Olsen tarda mucho en publicar el siguiente volumen de la saga, que no tengo duda que publicará. Siguen quedándonos muchas incógnitas sobre los personajes.

¿Lo recomendaría?: Sí, a todos los seguidores del autor y la saga les gustará. Quizá como libro aislado no, puede leerse y se entenderá, pero las relaciones entre los personajes y el contexto están ya muy avanzados, los lectores que no conozcan la saga harían mejor en empezar por el primer libro de la misma (que además es el mejor), La mujer que arañaba las paredes.

Otros libros del estilo que podrían gustarte:

Malosa

2 comentarios

Archivado bajo Bueno, Novela Negra, Novela policíaca - thriller

El efecto Marcus – Jussi Adler-Olsen

Efecto_Marcus Reseñado por Malosa.

Vaya aburrimiento…debo decir que hasta ahora siempre he sido una fan total y absoluta de los libros escritos por el danés. Todas las entregas del departamento Q me han parecido unas historias frescas, trepidantes, muy entretenidas y con unos personajes de lo más carismáticos y cómicos. Por el contrario, este quinto libro del departamento Q me ha resultado lo opuesto. No sé si Adler-Olsen se ha quedado sin imaginación o que le ha salido mal la trama…no sé cuál ha sido la razón pero el resultado final es mediocre. Y por mucho que me guste el escritor tengo que reconocerlo…

Sinopsis

Marcus solo tiene quince años, pero no ha tenido infancia. Pertenece a una banda cuyo violento líder, Zola, obliga a sus miembros a robar y a cometer otros actos criminales. Cuando amenaza con mutilarlo para que dé más pena, Marcus huye. Pero antes descubre el cadáver de un hombre cerca del escondite de Zola. Más tarde, Marcus averigua que el muerto era William Stark, responsable de un proyecto de ayudas al desarrollo en Camerún, y se convierte así en un peligro tanto para Zola, que ejecutó el asesinato, como para quienes se lo encargaron, personas poderosas que desviaron los fondos del proyecto.
La investigación arrastrará a Carl, Assad, Rose y Gordon, el nuevo miembro del Departamento Q, a una ciénaga de corrupción y crímenes en el mundo de la política y la economía, cuyos tentáculos llegan hasta la selva africana.

Opinión personal

Personalmente espero que este libro haya sido un tropiezo del escritor, normal por otro lado en cualquier saga de libros medio larga. De verdad que lo espero. La cosa es que engaña porque la sinopsis en principio parece muy atractiva, con un personaje protagonista (Marcus) que apunta maneras y la mezcla de tramas con la situación africana. Pero lo que parecía una historia ganadora muy pronto vuelca en un fiasco total y en un argumento flojo y tedioso.

Creo que el fallo de la novela se debe sobre todo a la temática elegida por el autor, que basa su argumento en una trama de corrupción política y financiera. Con asesinato de por medio, sí, pero sin incluir elementos truculentos ni ningún otro ingrediente que de algún modo pueda sobrecoger al lector. Es una novela negra en la que el asesinato es casi lo de menos, el asunto principal son las idas y venidas de banqueros corruptos, organizaciones internacionales de asesinos a sueldo y bandas de ladrones y timadores. Esto sería interesante combinado con algo más, pero por sí solo resulta denso. Muy denso.

El danés intenta agilizar un poco el ritmo incluyendo un protagonista listo, caristmático y tierno a la vez, Marcus. Es un chaval muy espabilado, un superviviente nato pero de buen corazón que se ganará las simpatías del lector. El problema es que el autor estira demasiado su trama, excediéndose de nuevo en las idas y venidas del personaje que se pasa todo el libro escapándose de sus múltiples perseguidores. Recortar también esta línea argumental habría beneficiado al ritmo del libro, pero tampoco ha sido así.

Por último encontramos a los miembros del departamento Q, que en este caso cumplen tan bien como en anteriores entregas. Lo malo es que aparecen poco, muy poco, lo que va de nuevo en detrimento del entretenimiento. Carl sigue en su línea (un poco fastidiado esta vez por tener un nuevo jefe y por fracasos amorosos varios), Assad sigue siendo el mejor personaje de la saga en mi opinión (algo más sabremos de él en este entrega, pero poco) y Rose mantiene el tipo aunque se luce menos que en el tomo previo. Se incorpora al departamento Q un nuevo personaje que viene impuesto, Gordon, que en mi opinión no aporta nada ni a la historia ni al departamento. Supongo que Adler-Olsen lo mantendrá en libros posteriores pero espero que le saque algo más de partido, ya que por ahora sobra su participación.

Si mezclamos todas las líneas argumentales anteriores obtendremos una novela aburrida sobre todo, con un argumento de todo menos vibrante, escasas sorpresas en el desenlace, múltiples personajes poco atractivos y que se confunden continuamente y unos miembros del departamento Q que intentan levantar la historia como pueden, sin conseguirlo de forma efectiva. Resultado: fracaso total. Lo he calificado como pasable porque espero que sea un lapsus del autor que si no…

Por qué decidí leerlo: Soy una fan convencida de Adler-Olsen, aunque con esta novela se me caído un poco el mito del departamento Q.

Lo mejor: Los miembros del departamento Q y sus escasas intervenciones en esta novela.

Lo peor: La trama, el ritmo y los personajes secundarios fallidos (Gordon por ejemplo). Se hace muy, muy, muy aburrido. He tardado una eternidad en leerlo sobre todo porque no me interesaba en absoluto ni la historia ni su desenlace.

¿Volvería a leerlo?: Ni hablar. Nunca más.

¿Lo recomendaría?: No, claramente no. Es una historia muy aburrida, muy sosa y carente de interés. Nada que ver con los tomos previos de esta saga, que sí recomiendo.

Otros libros del estilo que podrían gustarte:

Departamento Q. Expediente 64 (Jussi Adler-Olsen)
Asesinos sin rostro (Henning Mankell)
Quien mate al dragón (Leif G.W. Persson)

Malosa

3 comentarios

Archivado bajo Novela Negra, Novela policíaca - thriller, Pasable

Departamento Q. Expediente 64 – Jussi Adler-Olsen

Expediente_64 Reseñado por Malosa.

Una vez más y ya van cuatro, el danés me ha ganado de nuevo. Me sorprendió con su primera entrega, me lo confirmó con la segunda, me siguió entusiasmando con la tercera y en esta cuarta lo ha conseguido: se ha convertido en mi escritor favorito de novela negra en la actualidad. ¡¡Casi nada!!
Independientemente de que me encante Adler-Olsen, objetivamente tengo que decir que esta es una historia fantástica. Y que a pesar de ser una cuarta entrega de una misma saga no se resiente ni pierde su frescura y buen hacer original. Y basta ya de tantas alabanzas porque voy a perder totalmente la credibilidad 🙂

Sinopsis 

El libro comienza en 1985, en una fiesta de alta sociedad en la que encontramos a Nete Hermansen con su marido. Allí se cruza inesperadamente con Curt Wad, individuo que forma parte de un pasado de la vida de Nete que ella creía haber olvidado. Ante los dolorosos recuerdos Nete decide vengarse de los que arruinaron su vida antaño y le sometieron a abusos y vejaciones.
Paralelamente volvemos al presente, en el año 2010, en el que Carl Mørk y su equipo del departamento Q se encuentran investigando varias antiguas desapariciones  simultáneas. Todas parecen relacionarse con el médico Curt Wad, que además es el dirigente de un partido político de tendencias fascistas.
Adicionalmente, vemos que nuestro protagonista favorito, Carl Mørk, tiene que lidiar con un inquietante descubrimiento sobre su ayudante Rose. Aparte de que sus suspicacias a propósito de su extraño colaborador de origen árabe, Assad, no hacen más que aumentar. Sin contar con las nuevas pistas que surgen de su antiguo caso de la pistola clavadora y que no hacen más que salpicarle...

Opinión personal

Creo que parte del éxito de esta nueva entrega del departamento Q reside en la temática y el argumento escogidos. La novela centra su historia en torno a  Sprogø, un pequeño islote danés en el que se alzó una especie de cárcel-psiquiátrico entre 1923 y 1961. Allí estuvieron encerradas varias mujeres (unas 500 aproximadamente), consideradas oficialmente peligrosas o enfermas. Pero en realidad no lo eran, siendo el objetivo del encierro evitar la  “propagación de material genético indeseado”. En Sprogø acabaron enfermas mentales, mujeres promiscuas o prostitutas. Y allí recibieron castigos inhumanos que iban desde el aislamiento hasta la esterilización forzada.

Adler-Olsen ha sabido contar una historia basada en hechos reales y cuya existencia desconocían hasta los propios daneses, mezclándola con una novela de investigación policial muy bien llevada. Ha logrado denunciar algunos temas escabrosos de la historia de europa (como son la eugenesia y la obsesión con la pureza de raza) a través de unos personajes carismáticos, ya queridos por el lector y que se caracterizan por su normalidad. Mørk y su equipo no son héroes, son muy humanos.

Además de esta historia de base ganadora, son también sus personajes los que entusiasmarán al lector: el gruñón Carl Mørk, lleno de defectos pero de buen corazón en el fondo. El extraño Assad, cuyas intervenciones y modo de hablar suponen carcajada directa. Y la temperamental Rose, secretaria que hace lo que le da la gana pero fundamental en el equilibrio del departamento. La combinación de ellos es el alma de los libros de Adler-Olsen y son los personajes los que consiguen que, al menos a mí, me fascinen sus historias.

Otra cosa que hace muy bien el danés es lograr no saturarnos con una saga de la que lleva 4 libros escritos en los que las variaciones son mínimas. Pero yo no siento que se esté repitiendo y creo que lo consigue porque no nos lo cuenta todo de sus protagonistas. De Mørk sabemos ya bastante, pero el misterio y lo poco que se vislumbra aún tanto de Assad como de Rose hace que queramos más. Mucho más.
Esto me parece de una habilidad máxima y por ejemplo no lo ha logrado su homóloga en el género y zona geográfica, Camilla Läckberg. A mí la saga de la sueca me aburre ya bastante y sin embargo no me ocurre lo mismo con la del danés.

Hablar también de lo bien que lleva el autor el ritmo de sus historias, siendo capaz de desplegar una investigación policial detallada sin aburrir en ningún momento al lector. Dosificando los momentos descriptivos con los chascarrillos de los protagonistas y creando perfectamente el clima para los puntos álgidos de tensión, acumulados sobre todo al final. Logrando combinar a la perfección 3 historias alrededor de los mismos personajes pero contadas en 3 momentos históricos distintos y uniendo todos los cabos sueltos en ese final adrenalítico, en el que incluye además sorpresas.
Remarcar también que sus historias no requieren de un nivel de exigencia máximo en el lector, lo que no implica que sean simples o poco consistentes. Adler-Olsen sabe presentar su historia y sus intervinientes de modo fácil, claro y estructurado. El lector es capaz de seguir el argumento con facilidad y no necesitará releer páginas para enterarse bien del asunto.

Por sacar alguna pega a este libro, decir que he echado de menos más interacción cómica entre Assad y Mørk. En anteriores libros me desternillaba de risa con sus diálogos cada 2×3. En este libro también me he reído, pero menos que en los anteriores. Quizá su temática es más seria y esto también ha influido en el carácter de los personajes.
También creo que se le da poco peso a Rose en cuanto a trabajo de campo se refiere. Participa en la investigación pero siempre desde la retaguardia y creo que está pidiendo a gritos un poco más de protagonismo directo. Al final de esta historia parece que despunta en este sentido. ¿Lo mantendrá el danés en la siguiente?

Fantástica historia. Lectura adictiva. Impecable investigación policial. Humor asegurado. Sorpresa final. Ritmo adecuado. No sé qué más decir para que vayáis derechos a la librería a comprarlo. Pero hacedme caso: la saga al completo es reomendable. Empezad por el primero, La mujer que arañaba las paredes. Lo disfrutaréis más en este orden.

Por qué decidí leerlo: Reconozco que estaba leyendo otro libro cuando ví que acababan de publicar una nueva entrega de Adler-Olsen y su departamento Q. Y no lo dudé un momento: dejé el otro libro, me compré Expediente 64 y aquí está mi reseña, 5 días después.

Lo mejor: La historia de la isla de Sprogø, desconocida para casi todo el mundo. Carl Mørk y sus salidas. Las confusiones con el lenguaje de Assad. La dosificación del ritmo y el suspense. La sorpresa final.

Lo peor: Hay muy poco que no me guste de esta novela. Sólo destacaría la pérdida de humor en comparación con las anteriores o la falta de implicación directa de Rose.

¿Volvería a leerlo?: Sí, me encanta esta saga. Pero por orden de preferencia me releería el primero de la serie.

¿Lo recomendaría?: SÍ, en mayúsculas, acentuado y con los ojos cerrados. Para cualquier tipo de lector. Y aún más lo disfrutarán los amantes de la novela negra y los que gusten de la temática relacionada con el fascismo, segunda guerra mundial, etc.

Otros libros del estilo que podrían gustarte:

Departamento Q: Los chicos que cayeron en la trampa (Jussi Adler-Olsen)
Departamento Q: El mensaje que llegó en una botella (Jussi Adler-Olsen)
Linda, como en el asesinato de Linda (Leif G.W. Persson)
El verano de los juguetes muertos (Toni Hill)

Malosa

3 comentarios

Archivado bajo Muy bueno, Novela Negra, Novela policíaca - thriller